Ultimas Noticias

Supersalud impone medidas cautelares a 2 IPS indígenas de La Guajira.

Comparte

Por deficiente atención de los niños diagnósticados con desnutrición.

Ulahy Beltrán, superintendente Nacional de Sslud.

La Superintendencia Nacional de Salud impuso medidas cautelares a dos Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud Indígenas (IPSI) de La Guajira, tras detectar falencias en la atención de niños y niñas menores de 5 años diagnosticados con desnutrición.

Con la medida, tanto la IPS indígena Kottushi SAO ANA -que opera en los municipios de Maicao, Uribia y el Distrito de Riohacha- como la IPS indígena Palaima, con sede en Uribia, están obligadas a cesar todas las acciones que pongan en riesgo la integridad física y la vida de los usuarios.

Los representantes legales de estas instituciones indígenas deberán diseñar y remitir un plan de acción integral dentro de cinco días para aprobación de la Superintendencia, con el fin de dar cumplimiento a las instrucciones impartidas.

Esta medida cautelar sobre las 2 IPS indígenas hace parte de los resultados de la jornada de intervención que realizó hace un mes la Supersalud en la Alta Guajira, con auditorías focalizadas a centros médicos que fueron priorizados debido a su alta incidencia en casos de desnutrición aguda y mortalidad materna.

Deficiencias identificadas en IPSI Kottushi SAO ANA

En el primer caso, a la IPS Kottushi SAO ANA se le ordenó ejecutar 13 actividades de cumplimiento perentorio, como garantizar la búsqueda activa y la atención integral de los menores con el mencionado diagnóstico, definidas en la ruta de promoción y mantenimiento de la salud.

También, deberá evaluar el estado nutricional de los niños menores de 5 años e identificar las alteraciones del estado nutricional, establecer el tratamiento adecuado y disponer de los equipos biomédicos necesarios para la prestación de los servicios.

Asimismo, le ordenó realizar la planeación y ejecución de las estrategias de atención para la población rural y rural dispersa con enfoque diferencial, con atenciones orientadas a la primara infancia por comunidad o ranchería del área de influencia, acorde con la población asignada por las Entidades Responsables de Pago.

Con el fin de disminuir barreras de acceso a los servicios, Kottushi SAO ANA deberá implementar el modelo de prestación con enfoque diferencial e intercultural, y definir los mecanismos para garantizar la gestión de las atenciones de los menores pertenecientes al pueblo Wayuu, sin que medie autorización de las EPS.

En la IPSI se detectaron falencias en las atenciones preventivas, promocionales y complementarias dirigidas a menores de 5 años con desnutrición; tampoco contaba con estrategias de atención que involucren la búsqueda activa comunitaria para la población urbana, rural y rural dispersa, y se identificaron registros de historias clínicas incompletos.

En el servicio de farmacia se identificaron medicamentos vencidos, inadecuado control de inventarios, dispositivos médicos expuestos a temperaturas superiores a 30ºC, situaciones que aumentan el riesgo de ocurrir eventos adversos.

Falencias en IPSI Palaima

Frente al caso de la IPS indígena Palaima, en Uribia, el equipo de la Supersalud evidenció también múltiples falencias en el seguimiento y la atención brindada a los menores de 5 años diagnosticados con desnutrición, registros clínicos indebidamente diligenciados, fallas en el almacenamiento de medicamentos y dispositivos médicos.

En este sentido, el informe del equipo detalla que fue encontrada una fórmula terapéutica lista para el consumo, y que es requerida para el tratamiento ambulatorio de desnutrición aguda, pero almacenada en condiciones inadecuadas.

También se encontraron medicamentos con etiquetas ilegibles, de manera tal que no es posible determinar cuál es la fecha de vencimiento, lo que genera un alto riesgo para la población atendida por la entidad.

“Las circunstancias descritas dificultan el control adecuado del restablecimiento efectivo de la salud de los usuarios y constituyen un obstáculo en los esfuerzos por evitar las muertes por desnutrición en el departamento de La Guajira”, agrega el informe técnico de la Supersalud.

Como consecuencia de estas situaciones y de la medida adoptada, se ordenó a la IPSI Palaima garantizar la atención integral una vez identificado y captado el menor de 5 años con diagnóstico de desnutrición aguda moderada y severa, incluyendo el tratamiento nutricional basado en la fórmula terapéutica lista para el consumo – FTLC, en el ámbito ambulatorio.

Dentro de las órdenes dadas, también están la de fortalecer la gestión del riesgo clínico en el proceso de atención de los menores de 5 años, con el fin de identificar las alteraciones del estado nutricional de manera oportuna, y establecer el tratamiento adecuado.

Así mismo, se le ordena registrar de forma obligatoria en la historia clínica de cada menor de 5 años todas las atenciones del equipo de salud, disponer de los equipos biomédicos necesarios para evaluar el estado nutricional de los niños, y definir los mecanismos para garantizar la gestión de las atenciones de los menores pertenecientes al pueblo Wayuu, sin que medie autorización de su EPS.

Noticias Relacionadas

Concejo de Riohacha entrega reconocimiento a Andreina García por su gestión de agua en el departamento 
Falleció Nevia Correa una matrona y defensora de tradiciones en La Guajira
Comunidad wayuu protagonista del foro La Yanama «Buen Vivir, Desarrollo Sostenible y Transición Energética»
Demandan elección del alcalde electo de Riohacha Genaro Redondo
Jueza envío a la cárcel a los presuntos responsables del secuestro del papá del futbolista Luís Díaz.
ADR  impulsa compras públicas y capacitaciones en La Guajira

Ultimas Noticias

Concejo de Riohacha entrega reconocimiento a Andreina García por su gestión de agua en el departamento 
Falleció Nevia Correa una matrona y defensora de tradiciones en La Guajira
Comunidad wayuu protagonista del foro La Yanama «Buen Vivir, Desarrollo Sostenible y Transición Energética»
Demandan elección del alcalde electo de Riohacha Genaro Redondo
Jueza envío a la cárcel a los presuntos responsables del secuestro del papá del futbolista Luís Díaz.