Por segunda vez, Uniguajira fue sede de la Asamblea Nacional ARPUP.

Más de 20 universidades públicas y el gobierno nacional, se dieron cita en la Alma Mater para debatir y proponer alternativas de fortalecimiento a la educación superior.

En el marco de los 500 mil nuevos cupos que propone crear el gobierno nacional para mejorar la cobertura de educación superior en Colombia, existen muchos temas por debatir y varios retos que las universidades oficiales están dispuestas a asumir. Para avanzar en este propósito, se cumplió durante dos días en la Universidad de La Guajira la Asamblea Nacional de Representantes Profesorales ante Consejos Superiores y Académicos de Universidades Públicas (ARPUP).

En la jornada se abordaron y discutieron las alternativas que permitirían lograr una mayor cobertura, sostenibilidad financiera y calidad académica, desde la mirada de más de 20 instituciones de educación superior de distintas regiones del país y varios miembros de los ministerios de Educación; Ciencia, Tecnología e Innovación y del Sistema Universitario Estatal (SUE), con la conclusión principal de que las exigencias en términos de calidad deben ser consecuentes con la cantidad de recursos que se inviertan en el fortalecimiento universitario.

Durante su intervención, Andrés Felipe Mora Cortés director de Fomento del MEN, aseguró que en su cartera se ve como una victoria temprana el reconocimiento de la desfinanciación estructural de las universidades públicas. Una postura que celebraron los miembros de la asamblea, con el argumento de que partir de esta identificación será posible plantear objetivos y estrategias que permitan superarla, como la reforma a los artículos 86 y 87 de la Ley 30 de 1992.

“Ya hemos contemplado una adición presupuestal y avanzamos en la gestión de los giros pendientes correspondientes a descuentos por votaciones y el diferencial del Índice de Precios al Consumidor (IPC) relacionado con el articulo 86 de la Ley 30. Además, buscamos que el Acuerdo de Paz sea transversal a todos los sectores e impacte en la educación, lo que implica ampliar la cobertura, pero también, pensar y trabajar desde un enfoque territorial, participativo y pertinente al contexto, sobre todo en aquellos que han sido golpeados por el conflicto armado o las injusticias sociales históricas”, agregó Mora Cortés.

Rectores de Uniguajira, Unicórdoba y Unisucre, Carlos Arturo Robles Julio, Jairo Torres Oviedo y Jaime De La Ossa Velásquez. 

Sobre la afirmación, el presidente del SUE y rector de Unicórdoba, Jairo Torres Oviedo, precisó que el modelo de sostenibilidad financiera que propone su organismo para las universidades públicas, ya contempla un componente de cobertura donde las IES de región, sean las mismas que puedan expandirse en sus territorios y responder a este rezago de acceso a la educación con pertinencia social. Se espera que el proyecto sea legislado próximamente en el Congreso de la República. 

“Si este es el gobierno del cambio, desde la educación superior debe garantizarse la cobertura para los 2 millones de jóvenes que aún no pueden acceder a este derecho en Colombia. Lo bueno, es que, en la actual presidencia y sus ministerios, vemos una apertura para que los cambios que hemos propuesto, puedan realizarse”, aseveró el directivo.

El rector de Uniguajira, Carlos Arturo Robles Julio insistió en que “lo que se busca es que la financiación de la educación superior sea diferente al IPC y, por tanto, equitativa y relativa a lo que requieren las universidades para tener mayor cobertura, formación de alto nivel de los docentes y aumento de la productividad, lo que puede lograrse con una adición a la base presupuestal”.

Por su parte, Argemiro Ramírez Aristizábal y Clara Ocampo Durán como representantes de Minciencias en la actividad, socializaron los programas que se mantendrían para continuar impulsando el desarrollo científico y tecnológico en las universidades, los cuales suponen un direccionamiento hacia los lineamientos del Plan de Desarrollo Nacional y más específicamente a las apuestas para mitigar los efectos del cambio climático, transitar hacia una economía sostenible y educar con calidad para el crecimiento, equidad y desarrollo humano desde la primera infancia.

Representante docente de la Universidad de Nariño, Jaime Mejía Bastidas. 

«Me parece que estos espacios son imprescindibles para reflexionar, debatir y revisarnos por dentro las universidades, sobre todo en un momento histórico como hoy, en el que podemos hacer una reforma profunda a la educación superior colombiana. Yo creo que estamos atravesando por un tiempo donde es posible confluir tanto el gobierno como los académicos en un solo proyecto: el de la educación superior”, indicó el profesor de la Universidad de Nariño, Jaime Mejía Bastidas.

Al encuentro también se sumó la representante a la cámara Jennifer Pedraza Sandoval, quien expuso los proyectos de ley que actualmente se discuten en el cuerpo colegiado y que impactarán de forma directa en la sostenibilidad financiera de las universidades públicas, como la reforma de la Ley 30 de 1992 e incluso la nueva tributaria del gobierno de Petro.

El evento estuvo coordinado desde la Universidad de La Guajira, por el representante de los docentes ante el Consejo Superior Alexis Salazar Argel, quien explicó que todas las conclusiones de la actividad determinarán las acciones a desarrollar por la asamblea ARPUP y se elevarán al gobierno nacional para incidir en la toma de decisiones frente a la educación superior.

Claudia Márquez Castro

Periodista Uniguajira

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.