De forma brutal Agentes del Esmad de la Policía desalojan a familias wayuu de la comunidad la Cachaca II Painwashi.

La falta de vivienda propia, es una de las causas para que cientos de familias invadan terrenos privados, llamando así la atención de las autoridades para que busquen solución el problema.

Tal situación es la que viven varias familias wayuu, que se encontraban viviendo en la comunidad indígena La Cachaca II Painwashi, en jurisdicción del municipio de Riohacha, y quienes fueron desalojado por agentes del Esmad de la Policía Nacional, en cumplimiento de una acción judicial.

La comunidad afectada denuncia la forma brutal como fueron desalojados, razón por la cual están solicitando la intervención del gobierno nacional para que investiguen lo sucedido.

Se logró establecer que los predios son de propiedad privada, cuyos dueños interpusieron las denuncias ante instancia competente logrando el amparo judicial para el desalojo.

La Organización Indígena de Derechos Humanos Nación Wayúu, denunció el hecho ante los organismos de control, puesto que de acuerdo a su criterio las familias fueron desalojadas de sus territorios ancestrales.

«El Esmad llegó al territorio portando armas de fuego y lanzando agentes quimicos en contra de una población vulnerable conformada por niños, jovenes y ancianos», indican en un comunicado a la opinión pública.

El Secretario

El Secretario de Gobierno del Distrito de Riohacha, Miguel Andrés Pitre Ruíz, dijo que entró en proceso de diálogo con las familias desalojadas, buscando llegar a un acuerdo con los propitarios del terreno.

«Necesitamos propiciar una instancia de dialogo entre las comunidades indígenas y los propietarios del bien para encontrar la mejor salida a la situación presentada», dijo.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.