Delay Junior triunfando con los grandes de la música colombiana.

La magia de “Cumbiana”, de Carlos Vives.

Por: Betty Martínez Fajardo.

En siete de los nueve temas del album «Cumbiana», participó Delay Magdaniel, con su acordeón. Foto cortesía.

El talento y disciplina fue  el pasaporte que le valió la entrada a Delay Magdaniel Gómez, para grabar con su acordeón siete de los nueve temas del nuevo álbum musical de Carlos Vives “Cumbiana”, dedicado al folclor colombiano y que oficialmente ya se encuentra disponible en el mercado nacional e internacional.

El orgullo de Delay Magdaniel, por este trabajo va más allá de lo que cualquiera pudiera imaginarse,  grabar por primera vez tantas canciones para un artista tan grande como él mismo describe a Carlos Vives.

En su relato, desde su residencia en Riohacha donde pudo disfrutar de la presentación de “Cumbiana”, por el canal Caracol al lado de sus padres Delay Magdaniel Hernández y Oneida Gómez, expresó que fue un trabajo que se realizó sin ningún tipo de presión, donde Vives fue el productor.

“Él lo hizo todo muy de corazón, cada detalle, cada arreglo de acordeón, o un sonido orgánico como lo llama,  siempre estuvo presente”, dijo.

El tono de la voz de Delay Junior, relatando su experiencia demuestra también un algo de sorpresa porque superó las expectativas de lo que había grabado,  lo que ratificó  cuando escucho el CD porque  se  demostró la forma profesional de la grabación. “Allí es donde se ve lo grande de Carlos Vives en la música”.

A pesar del nervio del jueves por la noche cuando se hizo público el trabajo, por aquello del gusto de la comunidad musical, el final fue de felicidad por todos los comentarios positivos en las redes sociales de “Cumbiana”.

“Delay quiero que este álbum toque el corazón de las personas, Carlos y yo, queremos que este trabajo llegue al alma de la gente, que nos desvivamos por nuestra música, que en realidad nuestra música colombiana vale mucho más de lo que la gente se imagina”, fue el mensaje de la esposa de Carlos Vives, en una llamada que le recibió  una vez se presentó el álbum el sábado a las seis de la tarde.

Delay Magdaniel, aprovecha el tiempo de la cuarentena para seguir estudiando el acordeón. Foto: cortesía.

Su tema preferido

Su piel trigueña, su amplia sonrisa, su mirada serena, siempre elegante en lo sencillo, y de una madurez que llama la atención hacen de Delay Junior, una persona especial, porque no solo reconoce el valor que tiene estudiar música sino el apoyo permanente que recibe de su familia, especialmente de sus padres quienes siempre lo acompañan en cada una de las decisiones que toma.

De los siete temas que grabó,  “Cuambiana”, es el preferido de Delay porque le llega al alma,  toda vez que logró vivir la forma como Carlos Vives la compuso en el estudio.

En ese momento, aprendió que la música en el instante  que te llega se debe utilizar a lo máximo. “Ese día estábamos sentados en el estudio y él tenía la idea, de un momento a otro dijo muchachos por favor espérenme un momento, se metió en el estudio y regresó con una letra, por favor grábenme, Dios Mío, las palabras, la forma de usar los cuadros, de la gente imaginándose lo que es la canción”.

Es una canción que le marcó en un  momento mágico, donde destaca la melodía y la letra. “Nunca me imaginé que yo iba a contemplar al maestro Carlos Vives, componiendo una canción, especialmente esa”.

Delay, ya había grabado algunos sencillos con Carlos Vives, de este su primer CD, recuerda que la primera grabación fue en diciembre del año 2018.

Los momentos con Carlos todos fueron especiales, recuerda el músico, aparte que él es una persona que te hace sentir la canción porque tiene una forma de expresar la música diferente toda vez que te lleva a vivenciarla de donde ella viene.

Delay Junior, con sus compañeros en la grabación del album «Cumbiana», cuya producción estuvo a cargo del músico Carlos Vives. Foto: cortesía.

La llamada

Uno de los managers  fue el encargado de llamar a Delay para que pasara por el estudio de Carlos Vives, inicialmente a grabar una canción.

“Yo fui, lleve mis acordeones, la tonalidad es esta y grabe dos temas, pregunte esto para qué es y me dijeron es para el CD de Carlos, quede sorprendido porque creí que era para un sencillo”.

En el lapso de un año y más,  Delay grabó diez canciones, por petición de Carlos Vives.

“Yo llame a mi papá y le dije, bueno Papi si un CD tiene 14 canciones ya yo he grabado diez, es decir ya grabe más de la mitad, ya me tengo que dar por bien servido, la felicidad no me aguantaba, y yo decía vamos a esperar a ver que va a pasar”, relató.

De las nueve canciones del CD “Cumbiana”, nueve llevan acordeón de las cuales siete de las escogidas fueron las grabadas por Delay Junior.

“Cuando me lo informaron yo estaba en Bogotá, fue una sorpresa enorme, no lo puedo creer, llame a mi Papá y le conté, viste hijo los esfuerzos valen, la responsabilidad, la disciplina. Estaba esperando este momento que saliera y hoy es producto de felicidad para mis padres a quienes les dedicó esta grabación que son mi principal apoyo”,

La felicidad de Delay no es fácil de describir, la alegría y la firmeza de sus palabras así lo reflejan,  más cuando tantos mensajes en sus redes sociales le reconocen ese esfuerzo.

«Desde mi Ventana», fue el primer CD completo que Delay, grabó con Gusi. Foto: cortesía.

Con Gussy

Las bendiciones para Delay Magdaniel, siguen llegando, ya se presentó oficialmente también el primer CD completo que grabó con Gusi, “Desde mi ventana”,  que también tiene una gran acogida.

“El CD, ya tienen gran acogida, está sonando en todas las estaciones radiales y se expande poco a poco”, dijo.

El álbum reúne letras originales que muestran distintas facetas del amor y el desamor en una mezcla de ritmos del caribe con el pop.

Delay Magdaniel y Carlos Vives, en uno de los momentos de grabación del CD «Cumbiana». Foto, cortesía.

La pandemia

De esta cuarentena  por el Covid-19 que Delay pasa en su casa en Riohacha, además de gozarse la presentación oficial del álbum “Cumbiana”, armó un pequeño estudio de grabación que le permite seguir trabajando con el  acordeón, además de dedicar algunas horas a la composición.

El artista nunca pensó vivir una cuarentena por un virus que sigue acabando la vida de muchas personas, pero que también está golpeando al gremio por eso considera que la industria está cambiando y es la oportunidad de demostrar esa fuerza para seguir adelante.

“Está en el mercado mi primer CD con el artista con quien yo trabajo, y a los ocho días sale el CD de Carlos Vives, donde yo hago parte de “Cumbiana”, son momentos de felicidad que me estimulan para seguir trabajando en lo que más amo la música.”, expresó el joven artista en medio de una sonora risa que se disfruta a la distancia.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.